kiwi

 kiwi

El kiwi

El kiwi tiene el nombre científico de Actinidia chinensis y pertenece a la familia de las Actinidáceas o Actinidiaceae.
El nombre de kiwi se lo pusieron los Maoríes, pueblo indígena de Nueva Zelanda, que al ver la fruta encontraron un parecido con un ave autóctono llamado kiwi. El ave tiene la cola y las alas muy cortas, el pelaje marrón.
El kiwi es una fruta muy refrescante que aporta mucha vitamina C. Algunas personas con intolerancia a los cítricos por su acidez, consumen kiwis para conseguir el aporte diario de vitamina C que necesita el organismo. Un kiwi de unos 90 g de peso, aporta la cantidad diaria necesaria de vitamina C a una persona adulta.
El kiwi combina muy bien con otras frutas y puede ser utilizado para elaborar las macedonias de fruta.
Asimismo, es difícil conseguir gelatina de kiwi, ya que el kiwi contiene una enzima llamada Actinidina que lo hace imposible. Esta enzima se puede anular si previamente cocemos la fruta con agua hirviendo, entonces podemos conseguir la gelatina de kiwi.
Tampoco es aconsejable combinar los kiwis con la leche o con productos lácteos, ya que la enzima Actinidina consume las proteínas de la leche.
Los kiwis no solamente son utilizados por la industria alimentaria para elaborar diferentes productos, sino que también son usados por la industria de cosmética por sus propiedades y su aroma.

kiwi

Propiedades del kiwi

Sin duda, la vitamina C es el punto fuerte del Kiwi. También contiene vitamina E y los minerales de calcio, potasio, hierro y fósforo. Además son ricos en fibra.

1. El kiwi tiene propiedades laxantes. Debido a la fibra y al exceso de vitamina C.

2. El kiwi tiene propiedades diuréticas. Debido al exceso de vitamina C.

3. El kiwi protege, previene y alivia las infecciones de carácter respiratorio. Los catarros y las gripes estacionales son prevenidas y aliviados sus síntomas. Refuerza el sistema inmunológico.

4. El kiwi tiene propiedades antioxidantes. Elimina los radicales libres.


5. El kiwi mejora la capacidad intelectual. Aumenta la concentración del individuo.

6. El kiwi estimula el metabolismo. Elimina el cansancio y la fatiga, estimula la actividad del individuo.

7. El kiwi ayuda a eliminar el colesterol.

8. El kiwi tiene propiedades anticoagulantes protegiendo al organismo de sufrir accidentes cerebrovasculares y cardiovasculares.

9. El kiwi ayuda a la formación ósea.

10. La ingesta de kiwis por mujeres embarazadas ayuda a prevenir enfermedades como el autismo. El kiwi previene de las mutaciones del ADN.

11. El kiwi mejora la densidad ósea.

12. El kiwi limita los daños cerebrales, mejorando el estado de las personas que padecen alzheimer.

13. El kiwi tiene propiedades vasodilatadoras. Mejora la impotencia masculina.

14. El kiwi mejora el estado de la piel y del cabello. Por esto los utilizan en la industria cosmética.

Selección y almacenamiento del kiwi

Al comprar kiwis no deben estar muy duros ni muy blandos, deben ceder ligeramente a la presión de los dedos. La piel no tiene que presentar roturas ni manchas.
Los kiwis inmaduros pueden madurar a temperatura ambiente. Los kiwis maduros se pueden conservar durante unos días en el frigorífico. Asimismo, el kiwi se puede conservar congelado durante varios meses.
Las personas alérgicas a la Actinidina pueden cocer en agua hirviendo la fruta, de esta manera eliminan la enzima.

Variedades de kiwis

Existen multitud de variedades y de subvariedades de kiwis. Las subvariedades pertenecen a kiwis que han sido cruzados entre si y que han conseguido frutos ligeramente diferentes.
El kiwi de la variedad Hayward es de origen neozelandés, es de tamaño grande, pesando casi los 100g. Es la variedad que más se cultiva en España y una de las más comercializada mundialmente hablando.
Otra variedad, la Abbot tiene un fruto algo más pequeño que la variedad Hayward, tiene la pulpa de un verde muy brillante. Otra variedad, la Allison, es similar a la Hayward con la piel ligeramente amarillenta. Todas estas variedades pertenecen al grupo de los kiwis verdes o Actinidia deliciosa.
Una variedad reciente, de los años 90, es el kiwi amarillo. Este kiwi esta conseguido a partir del cruce de dos frutos traídos expresamente de China y cultivado exclusivamente en Nueva Zelanda. La pulpa es amarilla y el fruto más alargado que el kiwi verde.
Otras variedades, según su nombre comercial, son el Kiwi Gold, el kiwi Monty y el kiwi Bruno.
La variedad Hayward es la más dulce.

Historia del kiwi

El kiwi es originario de China. El kiwi llegó antes a EEUU que a Nueva Zelanda, pero fue Nueva Zelanda el país que vio y explotó las posibilidades económicas de esta fruta. Primero le pusieron el nombre de grosella china, porque tenía un parecido a esta fruta, sin embargo no pertenece a la familia botánica de la grosella. Le volvieron a cambiar el nombre por melonette. Cuando Inglaterra subió los aranceles de los melones, le volvieron a cambiar el nombre por el que tiene actualmente, Kiwi. El nombre de kiwi tiene mucho que ver con el ave no voladora autóctona de Nueva Zelanda. El ave en cuestión, es pequeño y tiene un pelaje marrón que recuerda al kiwi. Aún en pleno siglo XX, en los años 60, los kiwis seguían siendo conocidos por el nombre de Grosella china en gran parte del mundo.
En la actualidad y debido al gran éxito que han tenido, los kiwis son cultivados ampliamente en el mundo. Los principales países productores son Italia, España, Nueva Zelanda, EEUU, Francia, Brasil, etc. China también produce kiwis pero no para exportar.
Los kiwis son utilizados en gastronomía para decorar los platos, debido al color verde intenso que tiene y a su aroma. Además, los kiwis forman parte de las plantas decorativas de muchos jardines del mundo, es una planta trepadora, que cuando esta en flor o tiene fruto es muy bella de ver.
Asimismo, los kiwis son utilizados por la industria alimentaria para elaborar productos como son los helados, los zumos, mermeladas, etc. La industria cosmética también utilizan los kiwis por sus propiedades y su aroma, elaborando jabones para la piel y el cabello.
Hay personas que son alérgicas o que le producen ácidos estomacales la acidez de los frutos denominados cítricos. El kiwi es un gran aliado para estas personas, ya que un solo kiwi de tamaño mediano-grande le proporciona toda la vitamina C que necesitan en un día.