orégano

 orégano

El orégano

El orégano tiene el nombre científico de Origanum vulgare. Normalmente se confunden otras especias como la mejorama con el orégano, especias que pertenecen a la misma familia Origanum pero que no son el orégano que se utiliza tradicionalmente, sobretodo, en la cocina italiana.
En gastronomía destacan las hojas de orégano, tanto las hojas verdes y recién recolectadas como las hojas secas, aunque las hojas secas de orégano tienen mayor aroma y un sabor más fuerte.
El orégano contiene carvacrol y timol, dos tipos de fenoles.
De las hojas de orégano se extrae por medio de técnicas de vaporización un aceite esencial con propiedades antibacterianas y antimicrobianas, además este aceite es muy rico en flavonoides lo cual le confiere una gran utilidad como antioxidante natural.
El aceite de orégano también ayuda a combatir los patógenos que surgen en los alimentos conservados como la bacteria Listeria monocytogenes que provoca la enfermedad Listeriosis y que puede resultar mortal en un 30% de los casos de intoxicación.
El orégano es una especia muy utilizada en el sur de Europa, sobretodo, en Italia y en España. Se utiliza en ensaladas, sopas, carnes, pescados,y es un ingrediente esencial en cualquier pizza italiana que se precie de serlo. Es muy fácil de cultivar y desde aquí os animamos a ello, de esta forma tendréis una buena especia en la despensa y muy barata.

orégano

Propiedades del orégano

1. La tisana o infusiones de orégano ayudan a combatir y prevenir las menstruaciones dolorosas.

2. Asimismo las tisanas o infusiones con orégano alivian en los casos de tos crónica o persistente y dolor de garganta.

3. El orégano aumenta el apetito, sobretodo en los casos de pérdida de apetito.

4. El orégano tiene propiedades expectorantes. Es muy útil para la bronquitis y el asma.

5. Los cataplasmas de orégano, tomillo y romero alivian los dolores musculares y reumáticos.

6. La ingesta de orégano y las infusiones de orégano ayudan a regular el sistema nervioso, beneficiando al organismo en situaciones de estres y de insomnio.

7. Aspirar el vapor de orégano alivian los resfriados, las congestiones, los síntomas del asma, de la bronquitis y de la gripe. Descongestiona eficazmente las vias respiratorias.

8. La ingesta de orégano combate los radicales libres ya que contienen una gran cantidad de flavonoides y es un gran antioxidante natural.

9. Por su efecto antiviral y antimicrobiano es utilizado para las infecciones y transtornos urinarios.

10. Previene de las infecciones que se pueden tener después del parto.

11. El aceite de orégano cura las infecciones bacterianas de la piel.

12. El aceite de orégano es usado para eliminar los parásitos intestinales.

13. El orégano se utiliza como tónico para aliviar las digestiones pesadas y el malestar estomacal.

14. La presencia de Timol le otorga al orégano la propiedad de fungicida eficaz contra los hongos de la piel.

Historia del orégano

El orégano es originario del mediterráneo. Aunque existen varias variedades de Origanum que se utilizan en gastronomía, el auténtico es el Origanum vulgare que es el que se usa en la cocina mediterránea, especialmente en Italia, España, Francia y Grecia.
El orégano es citado en la mitología griega. Asimismo Hipócrates utilizo el orégano por sus propiedades antisépticas.
El imperio romano extendió el cultivo y el consumo de orégano por toda Europa, Norte de África y el sur Asia.
El orégano fue utilizado tanto por griegos como por romanos con fines medicinales y culinarios.
Durante la Edad media el orégano fue redescubierto en europa y utilizado principalmente para curar la indigestión, eliminar la tos y aliviar los dolores reumáticos. Solamente al final de la edad media, el orégano volvio a ser utilizado para aderezar las comidas.
A China llego el orégano a través del comercio derivado de la ruta de las especias.

Hoy en día se comercializa diferentes especias denominadas orégano, que son el resultado de mezclas diversas de hojas de diferentes tipos de orégano. Si realmente queremos desgustar el orégano original y enriquecernos con todas sus propiedades estamos obligados a cultivarlo por nuestra cuenta. No todas las variedades de orégano contienen los mismos componentes químicos que el origanum vulgare. Su cultivo es muy sencillo y no representa ningún problema adquirir las semillas para incorporar esta hierba en nuestros jardines.